Simplemente Madrid

Sus detractores le objetan que carece de grandes monumentos al estilo de París, Roma, o Londres, pero sus devotos admiradores ponderan como contrapartida su gracia, la estimulante limpidez de su aire, la simpatía de sus habitantes, los inolvidables y familiares sabores de su cocina, su vitalidad y su deslumbrante música. También su clima: al ser la capital mas alta de Europa (646mts.), los veranos son calurosos pero secos, y los inviernos agradables.

Comparaciones aparte, no le faltan por supuesto a Madrid esplendidos monumentos, comenzando por la grácil Fuente de la Cibeles, el mayor símbolo de la ciudad, inaugurada a fines del siglo XVIII, a los austeros lujos del Escorial, levantado por Felipe II como mausoleo y lugar de retiro espiritual. O la monumental Plaza Mayor, construida en 1616, desde cuyos 437 balcones los madrileños asistieron, como desde los palcos de un gigantesco teatro, a un variado espectáculo en continuado que incluía alternativamente actos de fe, corridas de toros, fiesta, verbenas, juicios de la inquisicion, ajusticiamientos y otros entretenimientos propios de la época.

Contaremos cual mágico cuento antiguo de esta inimitable Madrid, entre todas sus maravillas, sus grandes museos con colecciones únicas e imperdibles, magnificas obras de un pasado que fue plasmado a través de ellas…

Quien podría pasearse por Madrid y no dirigirse hacia una de sus maravillas, el Museo del Prado, cuyos Velazquez y Goyas justificarían por si solos la visita a esta ciudad, juicio que vale también para el caso del Museo de Arte Reina Sofia, donde se exhibe el monumental cuadro que para muchos, es la obra pictórica mas potente del siglo XX: el Guernica, de Picasso, pintado en 1937 como testimonio del devastador bombardeo nazi que destruyo Guernica, capital de la ciudad vasca de Vizcaya.

Plaza Mayor de Madrid y la Casa de la Panadería

Plaza Mayor de Madrid y la Casa de la Panadería

Otro museo de enorme importancia es sin lugar a dudas el Thyssen-Bornemisza, que alberga la portentosa colección del baron Heinrich Thyssen y que es considerada la colección privada mas grande del mundo, ya que abarca desde los primitivos italianos y flamencos hasta los contemporáneos.

Ademas de el Prado, otro lugar de peregrinaje para los viajeros seguidores de Goya, es la Ermita de San Antonio de la Florida, donde se puede admirar con razonable tranquilidad (ya que el templo no es conocido por el turismo masivo) el enorme fresco que decora la totalidad del interior de la cúpula.

 

41

No Responses

Write a response

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies