Ribera del Duero, que tienes que saber antes de tu viaje

La Ribera del Duero es una región vinícola que produce vinos de altísima calidad. Está localizada a orillas del río Duero, en las provincias de Soria, Burgos, Segovia y Valladolid, en la comunidad autónoma de Castilla y León. La Denominación de Origen Ribera del Duero cuenta con 308 bodegas, muchas de las cuales están abiertas a la visita.

Una ruta turística que recorre los lugares más interesantes de la región debe de incluir bodegas, pueblos, castillos, iglesias, abadías y monasterios. Esta combinación de la naturaleza con el vino, los paisajes, la historia, el arte, la cultura y la gastronomía transforma la ruta en un viaje muy especial y delicioso.

No existe un trazado pre-definido para recorrer la región, que puede ser visitada de muchas formas diferentes. Los lugares más interesantes se encuentran en el tramo comprendido entre Quintanilla de Onésimo, en la provincia de Valladolid, y La Vid, en la provincia de Burgos.

¿Cuándo visitar Ribera del Duero?

El paseo por la Ribera del Duero puede realizarse en cualquier época del año. Vamos a ver las ventajas y desventajas de cada estación:

  • Primavera: Las temperaturas son suaves, los días son largos (sobre todo en mayo y junio), y es temporada baja. Estas características de primavera, junto con las hojas que brotan de las vides, hacen que esta época del año sea bastante buena para visitar la región.
  • Verano: A pesar de contar con temperaturas más altas, especialmente durante el día, el verano es una época muy linda para visitar la Ribera del Duero. Las vides ya empiezan a estar muy cargadas de uva, especialmente en el mes de septiembre, lo que da una belleza especial al paisaje. Es temporada alta, pero sin la gran cantidad de visitantes vas a encontrar en los destinos de playa de España, en la misma época del año. Los días, especialmente en junio y julio, son largos.
  • Otoño: La cosecha de la uva se lleva a cabo entre septiembre y octubre (la fecha exacta depende del clima en los meses anteriores), lo que hace que este período sea la mejor época del año para visitar la región. La actividad en las bodegas es intensa, con la uva llegando a ser procesada y un frenético movimiento de trabajadores involucrados en todos los procesos para extraer lo mejor del fruto de la tierra. En el mes de octubre las hojas de las vides cambian de color, dejando el paisaje increíblemente hermoso.
  • Invierno: Puede ser una época de mucho frío en la región, especialmente por la noche. Las vides ya no tienen hojas, dejando el paisaje menos atractivo. Los días son muy cortos, especialmente en diciembre y enero. Es la temporada más baja del año en la Ribera del Duero.

Si puedes elegir la fecha de tu viaje, trata de visitar la región en el verano o en el otoño.

Paseos por la Ribera del Duero

Paseos por la Ribera del Duero

¿Cuántos días dedicar a la Ribera del Duero?

Son tantos los lugares de interés turístico en la región de la Ribera del Duero que sería necesario una buena cantidad de días, o incluso semanas, para hacer una visita detallada a la región. Pero nuestra propuesta sería dedicar un mínimo de dos días para tener una idea básica de lo que la región ofrece.

¿Cómo moverse por la zona de la Ribera del Duero?

La forma más fácil de visitar la Ribera del Duero es en coche. Utilizando el transporte público (que llega hasta los diferentes pueblos, pero no hasta todas las bodegas) vas a quedar mucho más limitado.

El encanto de la Ribera del Duero está en poder parar a lo largo del camino para contemplar el paisaje y disfrutar de las sorpresas que van apareciendo. Esto sólo es posible si viajas en coche.

Consejo importante: contar con un GPS será una ayuda muy importante para conseguir completar el recorrido con facilidad.

No Responses

Write a response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.