Historia de los Paradores en España

El origen de los Paradores en España se remonta al año de 1910, en que el gobierno, del que se encontraba al mando José Canalejas, le encargó al marqués de la Vega Inclán el desarrollo e implementación de un proyecto de infraestructura hotelera; lo cual no existía en España por aquellas fechas; con ello, se buscaba, principalmente, el ofrecer hospedaje a los viajeros y turistas; además de dar una nueva imagen de España para el mundo, proyectándolo como un país turístico.

En el año de 1926, el rey Alfonso XIII seleccionó el que sería el primer emplazamiento para el primer Parador en España; el cual se encontraría en la Sierra de Gredos, entre Ávila y Madrid; en un valle con bastantes atractivos para los sentidos; sin embargo, fue hasta dos años después que el primer Parador pudo ser terminado y comenzar a prestar sus servicios turísticos. El nombre de este primer Parador fue: Parador de Turismo de Gredos.

Posteriormente, se creó la Junta de Paradores y Hosterías del Reino; la cual se encargaría de elegir los emplazamientos para los nuevos Paradores; seleccionando, principalmente, aquellos edificios con una historia y una belleza singulares.

Con el paso de los años, los paradores fueron surgiendo en diversos sitios de la geografía española; sufriendo cierto retroceso durante el periodo de la Guerra Civil.

En la segunda mitad del siglo XX, la red de Paradores sufrió una profunda reestructuración; lo que la transformó en una de las rutas turísticas con mejor infraestructura y más visitadas de toda Europa.

Finalmente, podríamos decir que los últimos cambios relevantes en cuanto a la administración de los Paradores fue la creación de “Paradores de Turismo, S. A.”, a principios del año 1991; lo que la constituye como una empresa en la que su único accionista es la Dirección General de Patrimonio del Estado.

Parador de Alcalá de Henares

Parador de Alcalá de Henares

Razones para pasar las vacaciones en un parador español

La red de Paradores de Turismo en España ha sido, durante largos años, una de las mejores ofertas turísticas de todo el país. Si miráramos un mapa de los paradores existentes, nos percataríamos de que prácticamente incluyen toda la geografía española. Podemos encontrar paradores en cualquier provincia y en diversos tipos de climas y paisajes; así como diferentes edificaciones en las que han sido localizados, como castillos, conventos, casas de campo, entre otros. Si aún no estás seguro de por qué deberías de pasar tus próximas vacaciones en alguno de los paradores que se encuentran en España, a continuación te decimos por qué:

-Son perfectos para toda la familia:

Los Paradores de Turismo son ideales para realizar un viaje en familia y hospedarse en ellos; ya que encontraremos cubiertas las necesidades de personas de cualquier edad. Además, las actividades que podremos realizar en el parador mismo o en las zonas circundantes a él, generalmente serán actividades que engloben a todos los miembros de la familia.

-Puedes encontrar un parador cerca de ti:

Como mencionamos anteriormente, se cuenta con paradores repartidos por toda España, por lo que seguramente encontrará uno cerca de ti.

-No importa qué tipo de turismo prefieras:

No importa si lo tuyo es visitar la playa, pasando unos días de sol y arena; o bien, prefieras las caminatas por el bosque, montar a caballo o jugar golf.

-Podrás disfrutar de la gastronomía de la región:

Al visitar un parador, no sólo estarás hospedándote en un excelso lugar; sino que podrás disfrutar de la gastronomía propia del sitio.

-Te alojarás en un lugar único:

Como mencionamos, la mayoría de los paradores se encuentran en edificios históricos de gran atractivo estético, por lo que hospedarte en uno será una experiencia única.

 

1

No Responses

Write a response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.