Ciudades para conocer en un viaje de ida y vuelta desde Madrid

Quién ya ha ido Madrid, sabe que la ciudad en sí ya ofrece casi infinitos puntos de interés a los turistas; como palacios, el centro histórico, decenas de museos, fiestas populares… un mundo de atracciones. Sin embargo, las ciudades cercanas a Madrid son un encanto y merecen la visita, aunque no tengas tanto tiempo para explorar la región.

Sin embargo, una de las ventajas de extender su estancia en Madrid, es que en su entorno hay varias ciudades medievales donde es posible hacer un viaje de ida y vuelta; y disfrutar aún más de todo lo que España tiene para ofrecer. Estos mini viajes son una excelente opción para quien pasará algunos días en la capital española.

Entre las principales ciudades de los alrededores de Madrid se encuentran Toledo, Segovia, Ávila, Aranjuez, Córdoba y Cuenca. A continuación, te hablamos sobre algunas de ellas:

Toledo

Construida por los romanos en el siglo 192 a. c, la ciudad tiene siglos de historia y un conjunto arquitectónico medieval increíble. Situada a orillas del río Tajo, Toledo es considerada Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO.

Cómo llegar: ubicado a 70 kilómetros de Madrid, hay trenes desde la Estación de Atocha, varias veces al día con destino a la ciudad. Los pasajes cuestan a partir de 13 euros y el trayecto dura unos 40 minutos (Horarios y compra de tickets en la página web de la Renfe). También es posible hacer el trayecto en autobús con Alsa, sin dificultades o preocupaciones, pero con la duración de 1h30m.

Segovia

Para quienes gustan de la historia, así como Toledo, Segovia es un destino obligatorio. La ciudad se encuentra llena de plazas y alberga un acueducto de más de 2000 años, construido por los romanos. Para completar la lista, vale la pena una visita a la Catedral de Segovia y un simple paseo por la Plaza Mayor y calles de la ciudad.

Cómo llegar: para llegar hasta Segovia la principal opción es el tren. Ubicada a unos 90 kilómetros de Madrid, el viaje dura alrededor de 30 minutos con el tren rápido (Estación de Chamartín), o 1h10m con el tren regular (Estación de Puerta de Atocha). En Segovia la estación se encuentra fuera de la ciudad, pero hay servicios de autobuses que conectan la estación con el centro histórico.

Ávila

Famosa por su muralla medieval, Ávila es otra opción de viaje de ida y vuelta para quien está en Madrid. La muralla, declarada Patrimonio Mundial de la Humanidad por la UNESCO, es una de las más bellas y conservadas construcciones medievales de España. Con cerca de 2 kilómetros de extensión, protege el patrimonio histórico de Ávila, que incluye las iglesias y un palacio renacentista. Vale mucho la pena la visita.

Cómo llegar: al igual que otros destinos, hay una línea de tren que une Ávila a Madrid, en un viaje que dura alrededor de 1 hora y 30 minutos. Para consultar las tarifas visite www.renfe.com.

Córdoba

Un poco más lejos de Madrid que las demás, sólo es posible ir a Córdoba en un viaje de ida y vuelta gracias a los trenes de alta velocidad. La ciudad, que está ubicada en la región de Andalucía, tiene como principales atractivos la antigua Mezquita, que hoy en día alberga la catedral de Córdoba y el Alcázar de los Reyes Cristianos, que sirvió de residencia para Isabel de Castilla y Fernando II de Aragón en el siglo XV.

Cómo llegar: en tren, desde la Estación de Puerta de Atocha, tiene una duración de alrededor de 1h45m hasta Córdoba, con pasajes a partir de 30 euros.Imagen de Córdoba

Aranjuez

En Aranjuez, el principal atractivo es el palacio-residencia de la familia real, que está abierto a la visita de jueves a domingo. La construcción, considerada como el Versalles español, tiene más de 300 habitaciones y jardines increíbles.

Cómo llegar: El viaje en tren dura aproximadamente 60 minutos, con trenes de la Estación de Atocha.

1

No Responses

Write a response

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.